Gente negra en casa blanca

Black people

http://www.jornada.unam.mx/2008/11/05/index.php

¡Guácala!

Pues sí, los temores se desvanecieron y a la raza blanca no le tembló la mano a la hora de votar Obama.

En realidad a la mayoría sí. Los votantes de McCain son blancos, puros, conservadores, pro-kukluxkan. Se supor que un empresario del negocio de armas fue despedido de una gran compañía dedicada a ese bisne porque confesó su simpatía por Obama y, aún más, le donó 3,300 dólares para su campaña. La empresa lo despidió debido a que los clientes del negocio externaron su desagrado y furia por ese hecho. Obviamente, ellos estaban por McCain. y así la gran mayoría de los blancos.

Pero una minoría blanca sumada a la minoría negra, sumada a la minoría hispana, le dieron el triunfo a Barack Obama haciendo así realidad el sueño de Martin Luther King: “veo la tierra prometida/ yo no llegaré/pero algunos de ustedes lo harán”. Esa es la idea de lo que dijo hace 40 años, un día antes de que lo asesinaran.

Bien por Barack Obama, bien por las minorías que ayer fueron mayoría. No puede ser que al mundo exterior de U.S.A. le vaya peor que con Bush.

Anuncios

HIENA QUE COME PERRO

hiena2

Una hiena de pelo blanco pero moteado, se atarragaba dando mordiscos, comiéndose, a un perro repegado en la pared ya casi en los huesos. La actitud del perro comido era de resignación, de dejar que se lo comiera la hiena. Era una actitud triste, de dejadez, de sufrimiento y de aceptación, de no quedarle otra.

La hiena dejó a ese perro ya sin vísceras y se dirigió hacia mí, con la mirada furiosa y se detuvo mostrándome sus colmillos, se hizo para atrás pero ahora no sé si para tomar impulso y lanzarse contra mí o porque vio algo en mí o conmigo que la hizo retroceder.

Una niña cae al río pero un perro lozano, fuerte, de color amarillo-café, sale en su defensa y la rodea y ladra nadando en su derrededor, protegiéndola de cocodrilos o de la hiena.

art_hiena_sz

LA MUERTE

muerte

http://ar.geocities.com/pescenet/muerte.JPG

La vida del hombre son 70 años y los que llegan a 100 viven un mundo de enfermedades. Don Rufino los cumplirá pronto y camina erguido, correoso el hombre. Pero cada vez más son menos los de esta estirpe: a medida que ellos van pereciendo, los que vamos quedando somos un producto de nuestro corrupto ambiente y vivir más de 70 no sé si calificarlo de éxito.

La mitad del camino de Dante son los 35. Ese es el apogeo del ser humano. a partir de ahí se iniciará el descenso que a medida que se avanza en edad es más acelerado.

Ahora bien, ¿es la muerte un enemigo?

La muerte ciertamente es un depurador y por esa lógica, la muerte sería algo bueno. Sí, pero solo si ocurriera cuando ya la vida productiva se acabó, después de los setenta o más. Entonces estamos aceptando que la muerte buena es la que llega en la vejez y que viene a ser la corona de las enfermedades, el punto final a la degeneración del organismo.

No así la muerte prematura, la de los accidentes, la de las guerras, la que no se debe a enfermedades de la vejez.

Pero en este punto digo que ninguna muerte es aceptable: ni viejo ni nuevo: un joven de veinte años que agoniza en medio de los dolores del cáncer desea la muerte y quizá sea buena en el sentido inmediatista de  acabar con el sufrimiento. Pero la causa seguiría allí: el cáncer, la enfermedad.

La muerte es el triunfo de la enfermedad, la derrota de la ciencia médica. La muerte es entonces un enemigo.

Es macabro entonces que haya un culto a la santísima muerte si precisamente, es el enemigo a vencer. En este día de muertos, habrá quizá altares en los que se recuerda y se les reza a los muertos y donde la santa muerte tendrá un lugar. Una escena justa del día de muertos que no tiene que ver con la tradición….¿o sí?

Angel_de_la_muerte

http://criminalistasalertas.blogdiario.com/img/An

gel_de_la_muerte